viernes

Ojo Arrancó el proceso judicial por la violación que movilizó a la India


Nueva Delhi. El proceso judicial contra cinco de los seis acusados de violar a una joven estudiante que después murió comenzó ayer en Nueva Delhi, en medio de una gran expectativa y peticiones de que sean condenados a muerte.
La policía presentó al magistrado Surya Malik Grover, de la corte metropolitana de Saket, en el sur de la capital india, un informe contra los acusados y este, según afirmaron varios medios, lo tomará en consideración mañana.

Los acusados de violar y torturar a la estudiante de 23 años en un ómnibus en Nueva Delhi no acudieron al tribunal, donde se congregaban numerosas personas con pancartas que pedían la máxima condena para los violadores y mayor seguridad para las mujeres.
En el juicio será empleada como prueba la narración de lo sucedido que dio la joven violada días antes de morir en un hospital de Singapur. Participarán además 30 testigos, entre ellos médicos que la trataron.
El juicio se desarrollará por la “vía rápida” y habrá audiencias diarias, dijo el presidente del Tribunal Supremo de la India, Altamas Kabir, quien añadió que se constituirán cuatro tribunales más para juzgar casos de violencia sexual.
El representante del Colegio de Abogados de Saket aseguró que ninguno de los 2.500 letrados registrados en la corte defenderá a los acusados, para así asegurar un juicio rápido.
Desde la violación de la joven, el 16 de diciembre, la India vivió una ola de protestas inéditas, algunas de ellas violentas, como las que dejaron en Nueva Delhi un muerto y 143 heridos en la plaza de la Puerta de la India.
La joven, que fue violada y torturada durante 40 minutos, fue trasladada hace una semana al hospital de Singapur, donde murió tras padecer “infección en pulmones y abdomen, y una herida cerebral importante”.
La Oficina Nacional de Registro de Crímenes reveló en 2011 que cada 20 minutos una mujer es violada en la India, pero sólo en uno de cada cuatro casos el violador es condenado debido, según analistas, a la corrupción en el cuerpo policial.
Pero el caso de la joven de 23 años enfureció a la India y provocó mayor toma de conciencia ante los asaltos sexuales.


orbe.cl 

No hay comentarios:

Publicar un comentario